¿Qué es la Toxina Botulínica Tipo A?

La toxina botulínica tipo A es una proteína natural purificada que bloquea la transmisión del impulso nervioso a nivel del músculo. Esto produce su relajación y al estar el músculo en reposo, la piel que lo cubre se relaja y las líneas de expresión se suavizan.

Es ideal para el tratamiento estético de las arrugas faciales debidas a la expresión y mímica de la musculatura facial. La toxina botulínica es un complejo neurotóxico que actúa relajando dicha musculatura.

¿Qué Ventajas Ofrece?

  • Hace desaparecer las patas de gallo, las arrugas del entrecejo y de la frente, y eleva ligeramente las cejas hacia arriba, dando un aspecto más relajado y joven al rostro
  • No necesita anestesia.
  • No requiere pruebas alérgicas.
  • Tiene óptimos resultados
  • Se puede aplicar en cualquier época del año.
  • Los resultados son visibles entre el tercer y quinto día y definitivos en quince días.

Su aplicación está contraindicada en el embarazo, en pacientes tratados con anticoagulantes y en aquellos que padecen coagulopatías.

El tratamiento se realiza en una única sesión.

El paciente se reincorpora inmediatamente a sus actividades habituales.

No se trata de un tratamiento definitivo, habitualmente suele durar entre 3 y 6 meses. Sin embargo, se observa que con las sucesivas infiltraciones el periodo efectivo es mayor.

Bótox Antes y Depués