Factores de Crecimiento (Plasma Rico en Plaquetas)

Por medio de una extracción de sangre del propio paciente y posterior procesamiento, se obtiene un plasma rico en plaquetas con factores de crecimiento que se utilizan para estimular los fibroblastos de la zona en que se inyectan. Se hace una multipunción en la zona facial en varias sesiones, con un intervalo mensual. Con la estimulación del fibroblasto se pretende aumentar la producción de colágeno tipo III, elastina y ácido hialurónico.

Con el envejecimiento, los fibroblastos disminuyen la fabricación de los factores de crecimiento epidérmicos y van apareciendo, gradualmente, los signos del envejecimiento cutáneo (adelgazamiento de la piel, disminución en la cantidad de colágeno, desorganización de las fibras de elastina, deshidratación, flaccidez,  arrugas y disminución de la vascularización).

La aplicación tópica o la inyección subcutánea de estos factores de crecimiento presentes en elevadas cantidades en las plaquetas de nuestra sangre, produce fuertes cambios sobre la piel:

  • restaura la vitalidad cutánea,
  • aumenta su grosor,
  • recupera la consistencia elástica,
  • estimula las secreciones,
  • incrementa la tersura y apariencia de la piel,
  • atenúa las arrugas,
  • disminuye los efectos nocivos de la oxidación celular y
  • estimula una mayor afluencia vascular a los tejidos.

Los resultados del tratamiento se aprecian transcurrido un mes notándose una mayor luminosidad y un notable incremento de la tersura de la piel.

El tratamiento no presenta contraindicaciones ya que al ser un tratamiento realizado con material propio es de alta seguridad.

PRP Plasma Rico en Plaquetas
Tratamiento con PRP